¿Cómo afecta la depuración de aguas industriales al medioambiente?

 In Contenido

Cada vez son más las empresas que optan por aplicar nuevos métodos para la depuración de sus aguas residuales. En Filtragas se buscan las mejores técnicas para lograr una depuración de aguas industriales efectiva y que garantice que no habrá un impacto negativo en el medio ambiente. Creemos que cuidar de la naturaleza no es opcional, si no una responsabilidad. En muchas ocasiones se minimiza la importancia del filtrado del agua, pero sin estas labores, toda la cadena alimentaria del planeta se vería afectada. Nada mejor que arrojar un poco de luz sobre la importancia de la depuración de agua para comprender sus efectos.

Una cuestión de calado

La depuración de aguas residuales industriales y domésticas es esencial para evitar la contaminación de ríos, acuíferos, manantiales y, en última estancia, el propio océano. Las actividades humanas generan todo tipo de desperdicios, los cuales afectan negativamente a los ecosistemas. En el caso de los ríos, el agua contaminada afectará a la fauna y flora de estos hasta el punto de hacerlos inhabitables para las especies que viven en ellos. Este problema afecta también a los humanos, que ven como los ríos que pasan cerca de aldeas y pueblos dejan de ser caudales de agua limpia para convertirse en corrientes tóxicas llenas de residuos.

El agua de los ríos es utilizada en diferentes sectores y, si esta no es depurada adecuadamente, las consecuencias acaban por pasar factura al medio ambiente. Uno de los usos principales es en la agricultura y en las industrias lácteas, cárnicas o cerveceras donde el agua es esencial; cualquiera de estas industrias tiene en su mano la posibilidad de reducir su huella medioambiental o de dejarla marcada para siempre. Todo depende de cómo quieran involucrase en la depuración de sus aguas residuales.

Depuración aguas industriales | FiltraGas

La contaminación de las aguas también deja ver sus efectos negativos en diferentes actividades de ocio. Si el agua no está en condiciones óptimas de salubridad, una playa, por poner un ejemplo, podría no ser un lugar seguro para los bañistas.

El agua no tratada posee unas características diferentes a la que sí lo ha sido. Por un lado, cuenta con una menor cantidad de oxígeno, algo que afectará a la vida de algunos animales y plantas acuáticas, pero fomentará la aparición de otros con consecuencias desastrosas. Irremisiblemente el ecosistema se verá alterado. Por otro lado, la presencia de sustancias tóxicas llegará a todas partes de la cadena alimenticia y quedarán retenidas en fangos y suelos. Esto generará desde malos olores a la aparición de patógenos causantes de enfermedades.

En definitiva, la importancia de la depuración de aguas residuales viene justificada por el impacto negativo de no realizar esta actividad. Tanto la vida humana como la vegetal y animal están en juego.

Técnicas de depuración: los biodigestores anaerobios

El tratamiento de aguas residuales con biodigestores anaerobios que utilizamos en FiltraGas es una técnica novedosa en el sector. Basa su funcionamiento en el uso de un fango biológico compuesto de millones de microorganismos, los cuales se agrupan de forma natural en flóculos y gránulos. Su densidad permite una mejor sedimentación de los materiales a filtrar, incluso cuando hay una gran cantidad de estos.

El funcionamiento básico consiste en una columna abierta en la que se introduce el agua a tratar de manera ascendente. Esta entra en contacto con las sucesivas capas de fangos en condiciones anaeróbicas, lo que fomenta la producción de gases (metano y CO2). Estos pueden utilizarse como fuente de energía eléctrica y, además, permiten que el ciclo se perpetúe, ya que sirve de alimento a los microorganismos. Gracias a la densidad y resistencia de las biopelículas que forman estos seres vivos, es posible procesar un mayor volumen de agua.

Los microorganismos utilizados en este proceso consumen diferentes gases y se disponen de manera estratificada. En el centro se encuentran organismos del género Methanosaeta, la siguiente capa la componen organismos que producen y consumen hidrógeno y en la parte externa los acidógenos se encargan de iniciar la secuencia de depuración anaeróbica.

Por un planeta limpio

En Filtragas siempre se buscan las mejores soluciones a la hora de depurar aguas residuales industriales. Somos expertos en la depuración de aguas para la industria láctea y en depuración de aguas para bodegas.

Si busca una empresa de depuración de aguas industriales, recuerde que puede ponerse en contacto con nosotros. Le atenderemos encantados.

Recommended Posts